fbpx
Lo de Hoy

Testamento. Hacerlo evita problemas después de partir

Si en algo la vida no hace diferencias es en la muerte. Se lleva parejo a ricos, pobres, altos, bajos, hombres, mujeres. No discrimina raza, color de piel o estatus. Lo único que deja, algunas veces, son problemas

Por César Rodríguez

Cuando una persona que pasó a mejor vida no hizo algo elemental en este mundo, como dejar definido el destino final de sus bienes por medio de un testamento, no hace más que heredar problemas.

Muy pocos entienden que hacerlo no es un asunto de familias adineradas ni de gente mayor.

No es un mal augurio, tampoco lo realiza una persona muy enferma ni mucho menos, como se cree, tampoco es necesario ser de la tercera edad para efectuar este trámite.

La realidad es que éste es el medio para brindar seguridad a los beneficiarios y designar los bienes materiales conforme a su voluntad.

Para Tomás Lozano Molina, notario público y autor del libro Testamento, sucesiones y algo más. Una guía fácil que nos ayuda a prepararnos para lo inevitable, generalmente los mexicanos no somos muy afectos a realizarlo porque se tiene la creencia de que al hacerlo, uno va a morir. Sin embargo, no saben que la herencia sin designar, es un problema.

“Muchas veces se piensa que al no hacer testamento, los descendientes directos serán los fiduciarios, lo que es falso. Si yo no otorgo testamento, el Código Civil suple y va a decidir quiénes serán los herederos legítimos”, comentó.

Para solucionar este problema, que muchas familias mexicanas viven constantemente, la Secretaría de Gobernación y la Asociación Nacional del Notariado Mexicano han implementado la campaña “Septiembre, mes del testamento”, con el fin de fomentar la cultura de la legalidad y prevención entre la población.

Según la Procuraduría Federal del Consumidor, durante septiembre, los notarios públicos de todo el país darán facilidades para que las personas que lo decidan, solucionen este aspecto legal.

2017 es el tercer año en que se lleva a cabo esta campaña, en la que los miembros de la Asociación Nacional, así como los de los colegios y consejos de notarios de todo el país reducen sus honorarios.

Para mayor información, puede acudir al notario público más cercano a su domicilio y pedir asesoría jurídica.

Tomás Lozano Molina, asegura que a diferencia de décadas anteriores, actualmente no se cobran grandes impuestos, por lo que para las generaciones recientes resulta sumamente fácil.

“Hoy en día el único impuesto que existe es el de bienes inmuebles, como el de una compra-venta, cuando en la herencia existen fincas, edificios o terrenos. Cuando son otros bienes que no sean inmuebles, no se cobra impuesto alguno”, resaltó.

Para hacer un testamento

Expertos en temas testamentarios señalan que para realizarlo son necesarios algunos puntos, entre los que se encuentran ser mayor de 16 años, estar en su cabal juicio, manifestar su voluntad claramente, hacer una cita con el notario público, elaborar una relación de los bienes que va a dejar en herencia, incluida su ubicación, proporcionar sus datos generales, dirección particular, presentar copia certificada de su acta de nacimiento e identificación, proporcionar los nombres de los padres, cónyuge e hijos (incluso si han fallecido) y el nombre de la persona que nombrará como albacea, y en su caso, el tutor para hijos menores o incapaces.

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) menciona que para realizar un testamento puedes acudir ante cualquier notario público del país.

El problema principal que tiene el mexicano al momento de hacer su testamento, según Lozano Molina, es que se deja hasta el último momento para realizar su trámite, porque no tiene los papeles en orden o en algunos casos, considera que los costos son altos.

Costos de hacer el testamento:

Según el Colegio Nacional del Notariado Mexicano este trámite cuesta entre 3 mil 500 pesos y 3 mil 800 en la Ciudad de México, mientras que en el resto del país ronda los 2 mil 400 pesos, dependiendo del estado.

La Condusef informa que por ningún motivo el precio o la comisión para realizarlo es proporcional a los bienes a heredar.

Y en septiembre, los costos bajan hasta 50 por ciento, dependiendo de distintos factores como la edad, la ciudad dónde se tramita, tipos de bienes, entre otros.

Tipos de testamentos

Dicha institución menciona que existen  cuatro tipos de testamentos que puede realizar la persona que va a heredar.

Sin embargo, el procedimiento o la realización de ellos, varía entre cada una de las entidades federativas de acuerdo con el Código Civil.

  1. Testamento Público Abierto. Es el que se otorga ante notario público, de conformidad con las disposiciones de ley.
  2. Testamento Público Cerrado. Puede ser escrito por el testador o por otra persona a su petición. El papel en que esté hecho o el sobre que lo contenga, deberá estar siempre cerrado y sellado, o solicitará que sea cerrado y sellado en su presencia y lo exhibirá al notario ante diferentes testigos.
  3. Público Simplificado (puede denominarse de diferente manera). Es aquel en el cual en la misma escritura de adquisición de un inmueble destinado o que vaya a destinarse para vivienda, se establece a todos los herederos.  Y esta disposición se realizará ante un notario público.
  4. Ológrafo. Es aquel escrito de puño y letra del testador. Ellos no producirán efecto si no están depositados ante la autoridad competente que disponga la legislación en la materia.

Tenemos tres ejemplares de este libro, sólo comparte esta nota en tu muro y pídelo, no se te olvide etiquetarnos.

8 septiembre, 2017

About Author

Redacción


ONE COMMENT ON THIS POST To “Testamento. Hacerlo evita problemas después de partir”

  1. Turismo dice:

    Mil gracias por compartir este artículo, indudablemente una buena información. ¡Sigue escribiendo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Scroll Up