fbpx
Recientes, Viajar

Los cinco secretos mejor guardados de América del Sur

Conoce cinco lugares en Latinoamérica que llevan el sobrenombre de las maravillas ocultas del continente

Se trata de cinco sitios que tienen características físicas extraordinarias, cada uno ofrece paisajes de ensueño. Sé testigo de las maravillas que Latinoamérica guarda e incluye en tu próximo viaje alguno de estos lugares “secretos”. Tienen el plus de que al no ser tan promocionados, brindan una experiencia totalmente orgánica. Son destinos que te esperan con vistas y experiencias fascinantes.

Caño Cristales, Colombia

Muy cerca del municipio de La Macarena, en el departamento del Meta, en Colombia, se encuentra, el que al día de hoy es considerado “El río más hermoso del mundo”. Hablamos de Caño Cristales o también conocido como el Río de los cinco colores (amarillo, azul, verde, rojo y negro).
Tonalidades que se dejan ver a través de sus aguas transparentes, resultado de las plantas acuáticas, la arena y las hermosas formaciones rocosas de su interior.
La mejor época para visitarlo es entre junio y noviembre, temporada en la que sus colores alcanzan su esplendor.
Esto se debe a que cuando los niveles del río están en el lugar idóneo se crea un fenómeno biológico único en el mundo. Sucede cuando las algas Macarenia clavigera invaden la orilla del río y lo transforman en un arcoíris acuático impresionante que contrasta con las enormes rocas grises y la abundante vegetación que lo rodea.

Glaciar Perito Moreno, Argentina

El espectáculo en esta zona es continuo. Desde que llegas puedes observar muy cerca el desprendimiento de bloques de hielo de diferentes tamaños, escuchar el estruendo que producen y luego observarlos transformados en maravillosos témpanos flotantes.
Una experiencia única y diferente es caminar sobre los glaciares (Minitreking) o recorrer el Lago Argentino a bordo de un catamarán para ver otros glaciares como el Spegazzini y el Upsala.
Cuenta con unos 200 kilómetros cuadrados de extensión y está situado sobre la Cordillera de los Andes, límite natural entre Argentina y Chile.
Mide de alto 60 metros (como un edificio de 20 pisos), y su superficie es aproximadamente la de la ciudad de Buenos Aires.

Parque Nacional Lençóis Maranhenses, Brasil

Ubicado en Brasil, este parque se compone por una gran cantidad de dunas peinadas por el fuerte viento ocasionado por el movimiento de las mareas. A pesar de que juraríamos que es un desierto, Lençóis Maranhenses registra un índice pluviométrico anual de 1600mm, entre enero y junio.
El milagro ocurre cuando, por las lluvias, se crean lagunas verde jade entre las dunas y a ellas retorna la vida. Se llenan de peces, crustáceos y tortugas.
Las dunas, que llegan hasta los 20 metros, son de una arena blanquísima.
El paisaje cambia a cada instante, por tanto la imagen de ellas, se encuentra siempre en una constante evolución.
Además de su parte “desértica”, Lençóis posee pantanos, ríos (en los que navegan las voadeiras, tipos de barcas del lugar) y playas.
Los nativos son pescadores, que son muy pocos, durante la estación seca crían sus pocas cabezas de ganado para el sustento.
El Parque Nacional Lençois Maranhenses se ubica en el litoral de Maranhão, entre las municipalidades de Barreirinhas y Primeira Cruz.

Tren Crucero Andino, Ecuador

En esta recomendación lo importante del viaje no es el destino, sino el propio trayecto.
La propuesta es conocer Ecuador. No hablaremos de las impresionantes Islas Galápagos y su fauna, más bien de una alternativa en el continente sudamericano que satisfacerá tanto tus ansias de viajar a esos terrenos, como hacerlo de manera sofisticada y novedosa. Se trata del Tren Crucero.
Es un tren de lujo que atraviesa los Andes entre Guayaquil y Quito a 2 mil 849 metros sobre el nivel del mar y que sigue la vía estrecha original construida entre 1897 y 1908.
El recorrido dura cuatro días (en el precio se incluyen los hoteles) y permite ver paisajes que de otro modo serían casi inaccesibles, llevándote de la costa tropical del Pacífico hasta los volcanes helados.

Salar de Uyuni, Bolivia

Ubicada al suroeste de Bolivia, es la más grande del mundo. Se trata de una región semidesértica y de tierras volcánicas que encierra en su interior, además de los paisajes de extraordinaria belleza natural, recursos de gran importancia económica, como la reserva de 9 millones de toneladas de litio y otros minerales.
Para complementar la majestuosa vista, al salar lo enmarcan formaciones rocosas, pozos volcánicos y los espectaculares géisers, escenario que te remontará a la época de la formación de la Tierra.
La actividad imperdible en este sitio es manejar en medio de este lago de sal. Hacerlo es una experiencia extraordinaria, sobre todo durante el invierno, cuando el azul intenso del cielo contrasta con el blanco brillante de la costra de sal. Otro efecto maravilloso se observa cuando el día está nublado, se le llama White-out, es impresionante cómo el horizonte se difumina hasta desaparecer, haciendo imposible poder diferenciar la tierra del cielo.

3 mayo, 2017

About Author

Redacción


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll Up